Salario mínimo pobre

Luego del debate en torno al salario mínimo entre líderes de organizaciones obrero patronales, legisladores federales, dirigentes de partidos políticos y diplomáticos mexicanos y canadienses encargados de los acuerdos del Tratado de Libre Comercio (TLC), finalmente la Comisión Nacional de Salarios Mínimos (Conasami), anunció el incremento de 8.32 pesos, por lo que pasará de 80.04 a 88.36 pesos.

La solicitud que los representantes de la Confederación Patronal de la República Mexicana (COPARMEX), presentaron en septiembre pasado a la Conasami para aumentar el salario a 95.24 pesos, forma parte de la Nueva Cultura Salarial, con la cual pretenden alcanzar la línea mínima de bienestar establecida por el Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (CONEVAL).

Sin embargo, el tema genera otra vez polémica entre los diputados que ya exigieron ante el pleno de la cámara federal subirle de manera gradual a 100 pesos diarios, mientras el presidente Enrique Peña Nieto, aseguró que al inicio de su gobierno era de 60 pesos, y en cinco años alcanzó los 88.36 pesos, 20 por ciento más.

En esta tónica el gremio empresarial califica el aumento como insuficiente. Para entender esta postura es necesario echar un vistazo al reporte titulado “Poder adquisitivo del salario y la precarización del nivel de vida de los trabajadores en México 2012” elaborado por el Centro de Análisis Multidisciplinario (CAM) de la Facultad de Economía (FE) de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), donde se menciona la pérdida del poder adquisitivo en 76.3 por ciento, durante los últimos 25 años.

Es obvio que, al subir los precios de los combustibles, el ciudadano común adquiere los insumos de la canasta básica en cantidades menores al igual que los bienes y servicios, lo cual ocasiona una reducción en la demanda de productos y menos entradas de capital para los inversionistas.

En esta lógica y frente al aumento de los precios y los impuestos, es entendible que las grandes, medianas y pequeñas empresas formalmente instituidas sientan el golpe de manera compartida con los asalariados.

¿Qué formula macroeconómica deben aplicar los responsables de dirigir la economía del país para detener los gasolinazos, evitar que los precios se sigan disparando y su efecto se vea reflejado de forma positiva en los bolsillos de los mexicanos?

Este es el premio mayor para cualquier candidato presidencial que quiera ganar adeptos. El jefe de gobierno de la Ciudad de México Miguel Ángel Mancera, ya dijo esta bolita es mía y la presentó como promesa de campaña en caso de ser candidato presidencial del Frente Ciudadano por México, integrado por el PRD, PAN y Movimiento Ciudadano.

Lo curioso de esta declaración emitida por Mancera tres días después de publicarse el incremento es que su anuncio queda lejos de concretarse al ubicarse la coalición por debajo de los favoritos para ganar la presidencia y, además, no especifica cómo logrará su propósito.

Definitivamente que el salario mínimo servirá de bandera electoral para muchos aspirantes, lo malo es que, también lo han condenado a ser pobre igual que la mitad de los mexicanos y al parecer, ninguno lo toma enserio.

Asociación civil lleva alegría a niños del Palomar.

Como parte de la labor social que realizan, integrantes de la asociación de articulistas Comunicadores y Emprendedores A.C., visitaron la casa hogar El Palomar, ubicada en el poblado de Chiná, donde llevaron a cabo una reforestación, donación de 300 plantas de ornato y frutales. Además de llevar cuenta cuentos, lecturas, botargas y regalos para los pequeños.

Más de mil obras para Campeche.

Durante el sexenio se realizarán más de mil obras con la participación de los 11 municipios, de las cuales, se han comprometido 156, están en proceso de ejecución 140 y de las ocho obras monumentales, cinco están en proceso de ejecución y tres están pendientes debido a la complejidad de los proyectos, aseguró Ramón Arredondo Anguiano, Secretario de Planeación del Gobierno del Estado de Campeche.